Qué son los programas ATS y por qué te interesa saberlo

Has encontrado la oferta de trabajo perfecta. Tu currículum cuadra exactamente con los requisitos del puesto. Eres el candidato ideal. Adaptas tu carta de presentación y envías tu aplicación. ¿Y ahora qué?  ¿Crees que lo leerá alguien?

Pues bien, lo primero que tienes que saber es que es muy probable que tu currículum se enfrente, en primer término y sin que tú lo sepas, a una máquina. En seis segundos determina si pasas el filtro, o no. Desafortunadamente, la mayoría de las veces el CV se pierde en se vacío sin nosotros saberlo y siempre nos quedamos con la duda… ¿qué no les ha valido?

No somos conscientes, pero alrededor 75% de las solicitudes son rechazadas antes de que nadie de RRHH las haya visto. Antes, tu CV tiene que superar lo que se conoce como ATS o Applicant Tracking Systems, que vendría a ser como el sistema de seguimiento de candidatos en castellano.

Por el desconocimiento general por parte de los estudiantes y trabajadores de estos tipos de sistemas, a continuación, vamos a intentar mostrar todo lo que se necesita saber sobre ellos y qué se puede hacer para adaptar el currículum y superarlos.

¿Qué son los ATS?

Un sistema de seguimiento de candidatos, o ATS, es el software que utilizan las empresas en un proceso de selección para automatizar los descartes de candidatos. ¡Y tiene sentido! Imaginad recibir diariamente cientos de aplicaciones para un mismo puesto. ¡Es imposible analizarlas todas! ¡Mucho mejor que lo haga una máquina!

El sistema de seguimiento de candidatos surgió inicialmente para dar solución a los problemas que tenían las grandes empresas, que reciben miles de aplicaciones semanalmente y que obviamente es imposible de gestionar manualmente. En la actualidad, el 98% de las empresas Fortune 500 utilizan algún tipo de software ATS para optimizar el proceso. Pero claro, como todo en la vida, lo que empieza a usarse para los jugadores con más capacidades económicas, se acaba democratizando y cada vez un mayor número de personas, y en este caso empresas, acaban adoptando este tipo de sistemas. Lógicamente a una empresa de 10 empleados no le compensa, ni tiene sentido tener un software de estos. Pero cualquier empresa de cierta entidad, a día de hoy, podemos estar seguros de que los utilizan.

¿Cómo funciona el software de un ATS?

El ATS analiza el contenido de un currículum por categorías y luego ce una especie de escaneo en busca de palabras específicas claves. Con esto, determina si el CV se adapta suficientemente a la oferta y debe ser enviado a RRHH o no. Su trabajo es filtrar. Ni más ni menos. Eliminar a las personas cuyo perfil, aparentemente no cuadre con los requisitos del trabajo y de esa manera la persona de recursos humanos dedique su tiempo a discernir sólo entre los candidatos más idóneos.

Eso implica que si un currículum no está adaptado a los requerimientos de los ATS, lo más probable es que nunca llegue a ningún lado y reciba el típico mail automático de que su solicitud ha sido rechazada. 

No sabías que esto ocurría, ¿verdad? Nosotros tampoco hace tiempo. Vamos a ver cómo podemos solucionarlo.

Cómo redactar un currículum compatible con ATS

Si quieres asegurarte de que tu currículum cumple con los requisitos de los ATS, sigue los siguientes consejos:

  • Keywords o palabras clave

Las keywords son uno de los elementos principales en un currículum y una de las cosas a las que hay que prestar una mayor atención. Los ATS escanean los CVs en busca de estás palabras. Digamos que funciona del siguiente modo. Los reclutadores seleccionan las habilidades claves que están buscando para ese puesto, y el ATS busca esas palabras en tu currículum. Si no están, estás fuera.

Ejemplos de keywords serían el nombre del software requerido para un puesto determinado, un lenguaje de programación, marketing digital o simplemente, liderazgo. Las palabras clave representan las soft y hard skills que posees. Con soft skills nos referimos a habilidades como multidisciplinar, negociación, etc. Hard skills sería conocimientos puros de aspectos tangibles, como saber programar en Java. Las ofertas de trabajo están plagadas de términos que representan las habilidades que la empresa está buscando en el candidato ideal. Con un poquito de trabajo y experiencia serás capaz de detectarlas. Si posees estas habilidades o cualificaciones, incorpora estos términos a tu currículum.

Pero añadirlas así sin más no vale. Si realmente quieres optimizar tu CV, tienes que pensar en la frecuencia y en la ubicación de estas palabras en tu currículum. Algunos ATS van a decidir cuánto sabes o cómo de bueno eres en una determinada habilidad dependiendo de la cantidad de veces que esa palabra aparece en el CV. Absurdo, ¿no? Pues es así. Otros ATS, quizás algo más desarrollados, asignarán tu conocimiento sobre ese determinado aspecto en función de dónde se encuentre esa palabra en tu CV. Imagina que has estado desarrollando en Java durante los últimos 15 años. Sin embargo, en tu CV mencionas en la sección de educación que aprendiste Java hace 15 años en un curso, pero no vuelves a utilizar la palabra Java en las descripciones de tus puestos de trabajo. Pues el ATS va a considerar que tu experiencia con Java es de 6 meses. Si por el contrario hubieses mencionado Java en la descripción de un puesto en el que estuviste 4 años, el ATS te asignaría 4 años más el estándar de 6 meses de la formación. Así funcionan los ATS y por ello es tan importante ser consciente. 

  • Ten cuidado con el formato

Si bien un gráfico puede ser muy atractivo al ojo humano, los currículums con muchas imágenes se convierten en algo confuso para los ATS. Por ejemplo, si insertas una imagen o un gráfico para mostrar una de tus habilidades clave, el ATS no lo entenderá.

Si quieres que tu currículum pase con éxito el ATS, apuesta por un formato de currículum estándar. Utiliza una sección de resumen en la parte superior del documento para describir tus habilidades y cualificaciones más importantes. Combínalo con una sección cronológica de «Experiencia laboral» que explique cómo has ido desarrollando estas habilidades y los resultados que has generado para las empresas en las que has trabajado.

Una prueba muy interesante que no deberías dejar de hacer es, una vez terminado el CV y listo para enviar en el tipo de archivo seleccionado, copiar el contenido de su currículum arrastrando el ratón y pegarlo en un documento de texto sin formato. ¿Qué se ve? ¿Has perdido información? ¿Está todo ordenado? ¿O te aparece el título de experiencia en medio de tus estudios? Ten por seguro que, si el resultado no es bueno, te va a tocar arreglarlo para hacer tu currículum más compatible con los ATS.

¡No te olvides del diseño!

Pasar el ATS está muy bien, es primordial. Pero no te olvides que en última instancia una persona va a leer tu CV y a los seres humanos nos gustan las cosas bonitas. Un currículum atractivo y elegante es necesario para llamar la atención en el siguiente paso.

En la comunidad de Nextobee tenemos verdaderos especialistas que pueden ayudarte a superar todos estos problemas y hacer de tu currículum un auténtico caballo ganador frente a los ATS. 

¡Compruébalo aquí!

2 Pings & Trackbacks

  1. Pingback: Cómo hacer el currículum perfecto: la guía definitiva [2021] |

  2. Pingback: ¿Recién graduado? ¡Prepárate para tu primer trabajo! | Nextobee

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *